Marketing para videojuegos: cómo anunciar un fenómeno que crece

Marketing para videojuegos: cómo anunciar un fenómeno que crece

marketing para videojuegos

Los videojuegos son un fenómeno cada vez más global. Con smartphones cada vez más avanzados y difundidos por todo el mundo, el acceso es cada vez mayor. 

Con la pandemia, el consumo de estos juegos creció de manera exponencial. Esto hizo, además, que las marcas y las agencias se enfoquen de manera más directa en el marketing para videojuegos. 

Con un 30 % más de usuarios que antes de la pandemia, el mundo de los videojuegos se presenta como un nicho para explorar y un gran desafío para crear campañas específicas. Para ello, es necesario conocer, antes que nada, las características del público objetivo.

¡Vamos a descubrirlo!

Cómo segmentar tu público 

Uno de los desafíos principales con los que se ha topado el marketing para videojuegos es la generación de instalaciones de juegos. Cómo hacer que los usuarios descarguen las aplicaciones deseadas se convierte en la pregunta inicial de cualquier campaña. 

Con eso en mente, el siguiente paso es enfocarse en los usuarios. Conocerlos y entender sus deseos y motivaciones es clave para crear campañas de marketing para videojuegos altamente efectivas. 

Primero que nada, es fundamental segmentar la audiencia y comprender que existen dos tipos de usuarios. 

Por un lado, tenemos a los gamers asiduos, es decir, quienes dedican una gran cantidad de tiempo y energía a los videojuegos. En el otro extremo, encontramos a aquellas personas que juegan de manera ocasional, para pasar el tiempo de manera eventual. 

Llegar a estos usuarios requiere una comunicación diferente, ya que sus necesidades y deseos no son los mismos. 

Por ejemplo, los gamers asiduos pasan más de 7 horas a la semana jugando, consumen juegos pagos o con compras integradas. Estos usuarios, además, realizan investigaciones activas para definir su próxima adquisición, buscan reviews y referencias. Se sumergen no solo en el juego sino en todo el mundo que este propone. 

Los gamers eventuales, en cambio, pasan menos tiempo y no invierten dinero en este universo. La búsqueda de novedades es mucho más pasiva, con recomendaciones personales  o publicidades.

Conocer a los usuarios es el primer paso para una campaña de marketing para videojuegos exitosa. Con esta información en mente, podemos pensar en creatividades que hablen directamente a cada segmento. 

Campañas efectivas de marketing para videojuegos 

Como descubrimos más arriba, las creatividades son el siguiente paso para crear campañas de marketing para videojuegos efectivas. 

Un estudio de Google demostró cuáles son los elementos más exitosos y cuáles son los más eficaces a la hora de generar descargas, según el tipo de usuarios. 

Para los gamers asiduos, es fundamental ponerlos en situación. Sumergir al usuario en el escenario desde el comienzo, para mostrarles la dinámica del juego de manera inmersiva.

Las creatividades dedicadas a este segmento deben estar focalizadas en los detalles de los personajes, mapas y niveles, lo que el jugador puede hacer y los niveles de personalización. Los movimientos y gráficos deben ser de alta calidad y, además, mostrar la experiencia suma valor. No basta con describir el juego: es necesario mostrarlo. 

Los gamers ocasionales, por otro lado, responden mejor a anuncios con múltiples perspectivas, en los cuales se vean personas jugar, dedos o manos. Las creatividades que apuntan a situaciones del mundo real en la que se inserta la necesidad del descanso tienen más efectividad, lo mismo que aquellas con gráficos y efectos simples y sencillos. 

Estos insigths pueden ayudarte con los primeros pasos para comenzar tu campaña de marketing para videojuegos, pero el factor más importante para tener éxito es la experimentación

Abre el espacio para realizar pruebas creativas y descubrir cuáles son los elementos más eficaces para tu producto en particular. Conoce a tu audiencia y utiliza tus propios insights para crear piezas que apunten directamente a sus deseos y necesidades. 

¿Qué esperas para comenzar?